17 agosto 2007

Mientras tanto, en Japón...

Un mono pasea a cinco bulldogs. Por supuesto.

2 comentarios:

oyequépasa dijo...

No sé por qué, hemos ido perdiendo aquella sana costumbre de colgar en nuestras paredes fotos de chimpancés vestidos como personas, con gafas de sol, sentados en váteres, sonriendo, e incluso fumando.

Si todas las modas vuelven ¿por qué no ésta? ¿Acaso sólo me parecían a mí las fotografías más jodidamente graciosas del universo?

¡Qué daño ha hecho Greenpeace a las paredes de las habitaciones de los adolescentes!

http://www.carlaantonelli.com/Chimpance_espectaculo.jpg

Hematocrítico dijo...

¿Y los gatitos en vasos o colgando de tendales? Acuchú cuchú!
A mí me encantaban esas fotos! Pero aún más las de tíos cachondos en blanco y negro con bebés...TAN sutiles...