04 febrero 2007

VHeseeee : Yo, el halcón

¿Y eso de qué iba? Stallone era un camionero intentando conseguir la pasta necesaria para recuperar a su hijo perdido tras un divorcio,ganando un campeonato de pulsos.Sí, de pulsos.
Evidencias de ochenterismo : Pues pulsos. Y camiones tochos.
Grandes momentos fliperos : Stallone haciendo bíceps con unas pesas que utilizaba mientras conducía, el malo bebiendo...¡ACEITE DE MOTOR! y rompiendo muñecas a juláis en los clasificatorios,y el enorme pulso final con niño apareciendo a última hora gritando PAPÁ y Stallone girando la gorra para conseguir esos Newtons extra para ganar al maloso.
Influencia : Improvisados campeonatos de pulsos en el patio,la clase y en las casas de tus primos.
¿Y eso se puede ver ahora? Bajo ningún concepto.
 Posted by Picasa

4 comentarios:

mc mismo dijo...

Creo que el toque flipero de este tipo de pelis lo inventó ese mítico giro de gorra, junto a, claro está, el jarié ese del dedo goldo.

catalino dijo...

Ahí le diste, Mc...el jarié lo es todo. Grande

Hematocrítico dijo...

Es que pensad que los guionistas tuvieron que dejarse los cuernos para concebir algo espectacular que hacer en un pulso...y van y lo consiguen!

Miguelou Pornonazi dijo...

dioossss! la primera película que mis púberes manos insertaron en el flamante VHS marca Sony de mis padres ... familia destruida, Stallone padrazo sensiblero en fin, nada que un buen padre no haría por su hijo y su camión ...